8 acciones sencillas para cuidar la vida silvestre

| |

Hace unos días leía que cada vez más personas buscan hacer actividades en contacto con la naturaleza, prefieren las vacaciones en entornos naturales e incluso se mudan de las ciudades hacia los pueblos con la intención de seguir un estilo de vida más saludable. Me pregunto si es solo una respuesta momentánea a la pandemia, como indican los titulares de algunos periódicos, o si la pandemia nos ha sencillamente empujado hacia decisiones que llevábamos tiempo madurando en segundo plano. Al fin y al cabo, somos parte de la naturaleza y no podemos vivir desconectados del resto de los elementos que la componen. Tampoco me extraña que seamos cada vez más los que se preocupan por la vida silvestre, esencial para nuestra salud y bienestar.

Si has llegado a este artículo es porque ya has reflexionado sobre la importancia de la vida silvestre y para ti ha llegado el momento de hacer un paso más. Ojalá haya acertado y quieras saber más sobre lo que puedes hacer en tu día a día para cuidar y respetar la vida silvestre.

Las acciones que podemos emprender son muchas y puedes empezar con pequeños gestos como los que te propongo a continuación.

Si ya sigues todas estas pautas y quieres hacer un pasito más en tu contribución para la conservación de la vida silvestre, al final del post te dejo algunos enlaces interesantes.

8 formas de cuidar y respetar la vida silvestre en tu día a día

1. Sigue las pautas recomendadas durante tus salidas en entornos naturales

Cuando te encuentras en un entorno natural y no tienes claro si alguna de tus acciones puede ser perjudicial para los animales y las plantas del entorno tienes al menos dos opciones:

  1. Preguntar a personas expertas como los agentes forestales o los guías durante salidas grupales y viajes turísticos.
  2. No hacer nada. Es decir evitar cualquier acción que pueda tener un impacto sobre la flora y fauna silvestres.

A pesar de lo inocuo que pueden sonar, algunas acciones como recolectar una flor o dar comida a los animales pueden causar un grave desequilibrio en un ecosistema. Si sueles hacer paseos por el campo para recolectar plantas silvestres en otro artículo te recuerdo algunas pautas a seguir para reducir al máximo el impacto medioambiental.

2. Aprende a conocer y reconocer la vida silvestre a tu alrededor

Saber qué plantas crecen a tu alrededor y cuáles son los animales silvestres que viven en tu región es una actividad enriquecedora y puede ser más importante de lo que imaginas. Dependemos de los recursos naturales y conocer la flora y fauna de nuestro entorno es clave para su conservación. Aprender y compartir este conocimiento con tus hijos, familiares y amigos permite mantener registro de las especies y, hoy en día, gracias a aplicaciones como Plantnet incluso puedes compartir estas informaciones con los investigadores y contribuir a la creación de bases de datos de flora y fauna libres y gratuitas para todos.

3. Alimenta pájaros y otros animales silvestres correctamente

En los parques y entornos protegidos es muy común leer mensajes como “prohibido dar comida a los animales”. ¿Sabes por qué? La explicación está en que mamíferos como los ciervos que viven la naturaleza podrían volverse dependientes de los humanos para comer. Lo que podría causar serios problemas a esa especie y convertirse en un desequilibrio para todo el ecosistema.

Si quieres ser proactivo en este sentido y ayudar a los animales puedes suministrar agua y comida a los pájaros en tu patio o balcón. Sobre todo durante el invierno, cuando la comida suele ser más escasa, podrán aprovechar lo que ofreces.

4. Transforma tu jardín o balcón en un lugar amigable para la vida silvestre

La vida silvestre no se encuentra solo en los bosques, de hecho es de vital importancia también en las ciudades. Por lo que si vives en una metrópoli tu patio, jardín o balcón pueden transformarse en oasis perfectos para acoger varias especies como pájaros e insectos. Para ello:

  • Cultiva plantas y flores nativos.
  • Evita los pesticidas  opta por soluciones ecológicas.
  • Reduce la contaminación lumínica.

5. Planta árboles

Los árboles son seres increíbles que nos ofrecen mucho a cambio de muy poco. Nos dan comida, material para construir, sombra para repararnos y, sobre todo, el oxígeno. ¡A quién no le gustaría poder plantar árboles! Hay quien como Joaquín Araújo ha logrado plantar uno por cada día vivido. 

Lamentablemente no todos tenemos el espacio, las competencias y el tiempo para dedicarnos a esta tarea a pesar de lo importante que es para la vida en el planeta. Sin embargo, esto no nos impide de hacernos voluntarios de un parque o asociarnos a grupos para el cuidado del medioambiente o patrocinar iniciativas que fomentan el cultivo de árboles. Y, bueno, si no tenemos espacio para plantar un árbol podemos contribuir a hacer más verdes las ciudades con plantas y flores en nuestras ventanas y balcones.

6. Plántale cara al cambio climático

Reducir, reutilizar y reciclar son las claves para cuidar el medioambiente y evitar las consecuencias catastróficas del cambio climático impulsadas por hábitos de consumo que no son sostenibles porque están erosionando los recursos naturales del planeta y contaminando con sustancias perjudiciales para la vida silvestre. Sin mencionar todos los efectos secundarios conectados.

¿Cómo plantar cara al cambio climático? Aquí algunas sugerencias:

  • Reducir el uso de plástico de un solo uso.
  • Optar por los productos reacondicionados.
  • Pensar antes de comprar. Elige productos energéticamente eficientes o obtenidos de fuentes renovables y que sean certificados como sostenibles. Ser consumidor consciente también significa evitar productos testados sobre animales, fruto de la explotación de la vida silvestre, adquirir plantas y animales exóticos a través de canales ilegales, etc.

7. Infórmate acerca de las especies en peligro de extinción

Mantenerse informado es una de las mejores maneras de cuidar y respetar la vida silvestre. Puedes visitar reservas y parques naturales para conocer las especies más amenazadas, suscribir revistas especializadas o blogs como Notas Naturales y apoyar políticas y proyectos que fomentan la salvaguardia del medioambiente.   

8. Apoya el trabajo de protección de las especies

Existen varias formas de contribuir y muchas personas y asociaciones que cuidan de una forma u otra las especies silvestres. Si tienes tiempo puedes participar como voluntario, de lo contrario puedes contribuir con donaciones. Puedes buscar un directorio de las asociaciones y ONG ambientalistas internacionales o descubrir grupos locales que se dedican a la protección del territorio donde vives.

Recuerda que también existen iniciativas puntuales como el Día Mundial de la Vida Silvestre promovido por las Naciones Unidas.

También puedes crear tú mismo una pequeña comunidad online o física. Las redes sociales son muy útiles para difundir información y sensibilizar a más personas sobre la importancia de la vida silvestre. Si eres maestro o profesor puede ser una buena idea crear un herbario con tus alumnos para conocer y catalogar las especies que crecen en el entorno de la escuela.

Extra: proteger las plantas silvestres también es importante

¿Sabrías indicar el nombre de un animal extinto y uno en peligro de extinción? Venga, te ayudo: mamut y oso panda. Fácil, ¿verdad? Bueno, ahora piensa en una planta extinta y otra en peligro de extinción. ¿No se te ocurre nada? Pues, no te preocupes porque a mí tampoco y muy pocas personas son capaces de contestar esta pregunta. 

Se habla mucho de la extinción de los animales (lo que es muy importante), cuando el número de plantas extintas en los dos últimos siglos es muy superior. Según investigadores del Real Jardín Botánico de Kew y de la Universidad de Estocolmo son 571 las especies de plantas extintas en los últimos dos siglos y medio. Esta cifra es más del doble del número de aves, mamíferos y anfibios registrados como extintos (por un total de 217 especies). 

La vida en nuestro planeta depende de las plantas y la extinción de algunas puede significar una sucesión de extinciones a cascada de otras especies. No podemos permitir que estas pérdidas sigan ocurriendo desapercibidas.

Por este motivo, los científicos y conservadores de la flora silvestre intentan sensibilizar a la población sobre este tema y animan a tomar entre todos una serie de acciones:

  • Registrar todas las plantas del mundo.
  • Apoyar a los herbarios, que conservan especímenes de plantas para la posteridad.
  • Apoyar a los botánicos que realizan investigaciones vitales.
  • Enseñar a nuestros niños y niñas a ver y reconocer las plantas locales.

Si quieres saber más sobre el proyecto te recomiendo este artículo de la BBC (en inglés).

Para saber más sobre las plantas y su importancia para la vida en el planeta te recomiendo algunas lecturas:

Si la información que he compartido te ha resultado útil te invito a compartirla con más personas que podrían estar interesadas. ¿Tienes sugerencias o quieres aportar tu opinión? Utiliza el apartado de comentarios aquí abajo.

Fuentes consultadas:

https://awionline.org/content/what-you-can-do-wildlife
https://environmentalprofessionalsnetwork.com/10-easy-things-you-can-do-to-help-preserve-wildlife/
https://www.bbc.com/news/science-environment-48584515
https://www.un.org/es/observances/world-wildlife-day

También te podria interesar

10 regalos originales para amantes de la naturaleza

4 (+3) librerías especializadas en naturaleza

PlantNet: app colaborativa para identificar plantas

4 comentarios:

  1. Hola no puedo descargar el manual de secado de plantas
    cuando pongo mis datos me dice que ya estoy registrada y no hay otra opción para descargar

    Responder
    • ¡Hola Montserrat! Te acabo de enviar un correo en privado con el enlace para descargarlo. Si no te llega, revisa tu carpeta de correo no deseado. ¡Un abrazo!

      Responder
  2. Hola
    Muchísimas gracias por la información que estregas en tu página, es amena, práctica y actualizada, lo que favorece la motivación a conocer mas de este tema.

    Responder

Deja tu comentario